jueves, 27 de octubre de 2011

No llamaré a más puertas, construiré la puerta

No entiendo la Medicina sin el Humanismo. Desde que comencé a estudiar la carrera, comprobé que mi compromiso con las personas en el ejercicio de mi profesión debía realizarlo desde la defensa de los valores humanistas: apuesta por la libertad, defensa de la dignidad, respeto por la justicia y aspiración a la bondad.
Soy médico hace 15 años y como en el primer día quiero estar al lado de las personas. Nuestra civilización occidental nos ha legado un tipo de hacer medicina con más de veinte siglos de antigüedad y que yo amo profundamente, que es la Medicina Basada en el Humanismo.
Soñé mucho tiempo con escribir un libro que mostrara los conceptos fundamentales de este tipo de medicina. Quería mostrar la importancia de todo este legado que hemos recibido y entusiasmar con mis palabras a las nuevas generaciones de médicos para que se comprometieran con este tipo de práctica médica.
Después de muchos años he concluido el libro "Medicina Basada en el Humanismo", que quiero que se convierta en una corriente médica actual. Entiendo que su difusión debe ser acorde con los nuevos tiempos y sus nuevos escenarios. A través de todas las herramientas que pone a mi disposición la sociedad 3.0, intentaré difundir las ideas que defiendo. De forma generosa quiero contribuir a mejorar mi sociedad, a crecer con el resto de personas interesadas en  estas ideas y a aprender de tantas personas interesantes que hay.
A tal efecto, he llamado a muchas puertas para que financiaran el proyecto que por su envergadura entiendo no puedo sostener yo sólo. He recibido muchas y muy buenas palabras pero ni un euro. Todos entienden que es una buena idea pero que no está madura, que no tiene nada tangible, y sobre todo no tiene apoyos de gente importante. Todo eso es verdad. 
Me revelo frente a todo esto y no voy a llamar a más puertas, voy a hacer una  puerta, con mis manos, con mi dinero y con mi ilusión. Quiero contar con vosotros, con el apoyo de la gente sencilla, con vuestra ilusión, vuestra complicidad y sobre todo, vuestra benevolencia. 
La Medicina Basada en el Humanismo merece este tipo de sacrificio por mi parte. Renunciaré a muchas cosas pero no a comprometerme con las personas.
Para este cambio de actitud, tras mi viaje a Madrid de esta semana, me ha ayudado el ver este vídeo. Seguro que lo entenderéis.


5 comentarios:

Maribel Perez dijo...

Hola hace ya algún tiempo que no digo nada pero la indignación es de todos. No pierdas las ilusiones que es tu gran tesoro, estaremos apoyando de la mejor forma que podemos, de boba en boca y por supuesto comprando tus libros. Un fuerte abrazo y resiste.
Maribel Perez.

Anónimo dijo...

Siento verdaderamente una envidia sana por tu tesón, por tus ganas,porque después de las dificultades con la que se encuentra la sanidad española no decaigas en la manera de concebir tu profesión.Ya quisiera yo tener un ápice de ánimo del que a ti te sobra. Una lectora fiel.

Anónimo dijo...

Muchas gracias por vuestro apoyo. Seguro que con vuestra ayuda y aliento "Medicina Basada en el Humanismo" será una realidad gozoza muy pronto. Gracias de corazón.

Joseantonio Trujillo

cotrinatrujillo dijo...

Como bien sabes, los pobres de bolsillo; pero no de espíritu son los que al final triunfan.
Sin embargo, en esta era digital ya no es necesario darse a conocer mediante papel, eso se ha convertido en cosa de nostálgicos y poco respetuosos con el medio ambiente -tristemente es así-
Sinceramente creo que deberías explotar tu libro mediante el ebook, bien en Apple, Amazon, etc, etc, etc.
Hoy el negocio está ahí.

Un fuerte abrazo desde la mitad del mundo.

Anónimo dijo...

cuando se cree en algo y se tiene paciencia, uno consigue lo que se propone; se optimista;
además, "veo que no vas a estar sólo:
si te vale también tienes mi apoyo
MremeM